Cómo diseñar un espacio en casa para hacer home office o estudiar

Un espacio confortable para trabajar o estudiar

20 - Noviembre - 2020
homeoffice

Tener un espacio de Home Office o estudio en casa es hoy en día imprescindible; pero trabajar en casa no debe ser sinónimo de incomodidad. A primera vista hacer home office puede ser agradable y bien recibido, trasladar tu oficina por tiempo indefinido a tu hogar en una situación como el escenario actual puede provocar distintos dolores de cabeza y alargar tu jornada más de lo necesario ya que al estar en tu propio hogar el tiempo se va volando más de lo que deberías.  

Elige el lugar con mejor iluminación

Una regla básica para crear tu oficina en casa será decidir su ubicación en función de la luz. Por las mañanas la iluminación debe ser intensa y natural, pues tu cuerpo necesita frenar la producción de melatonina (hormona reguladora del sueño) y la manera más eficaz de hacerlo es con la luz del sol. Además, trata de orientar tu computadora en sentido opuesto a las ventanas, de forma que cuando caiga la tarde, ni el Sol ni su reflejo interrumpan tu labor y te obliguen a aumentar el brillo o cambiar de lugar, lo mismo para la iluminación artificial si trabajas por la noche.

El aire debe circular

Tu oficina en casa no debe estar cerca de la estufa, el refrigerador o cualquier otro electrodoméstico que produzca calor y te haga sentir incómodo. Si ya elegiste una ventana para la iluminación, encárgate de que también sea útil para mantener una corriente constante que evite el almacenamiento de olores y permita que el aire se renueve todo el tiempo.

La silla y el escritorio son básicos: invierte en ellos

Pasar un rato trabajando en el sillón con tu computadora en las piernas puede ser distinto y cómodo, pero de ninguna manera será el mejor lugar para tu oficina en casa. Si en algo debes invertir tiempo y dinero, es en la elección correcta de tu silla y escritorio.

Sin distracciones

Puede que los primeros días concentrarte tal y como lo haces de forma cotidiana en la oficina sea todo un reto, en especial si no acostumbras trabajar desde casa. Usa el diseño a tu favor y evita establecer tu oficina en casa en un lugar donde la televisión quede frente a ti. Trata de que tu escritorio se encuentre lejos de tu cama o sillón, pues la tentación de tomar un breve descanso puede traicionarte.

Fuente: https://llanodelatorre.com.mx/tienda/